MAITAKE

16,00

El Maitake es conocido como “el hongo danzante” o el “hongo que baila” porque su forma recuerda a un baile de mariposas y porque las personas que lo consumían renovaban su vitalidad. ideal para aquellas personas que quieran

Descripción

MARNYS® β-glucanforte Maitake contiene el hongo Grifola frondosade cultivo ecológico certificado (BIO) en extracto seco 8:1. La concentración del extracto quiere decir que se necesitan 8 Kg de hongo seco para obtener 1 Kg del extracto usado en β-glucanforte Maitake.
Maitake tiene numerosos compuestos activos, polisacáridos (betaglucanos), fenoles y flavonoides, α-tocoferol, proteínas, vitaminas y oligoelementos.
El hongo Maitake es apreciado en el herbolario tradicional chino y japonés como un hongo de interesantes propiedades para el bienestar del organismo.
El hongo es nativo de China, la parte noreste de Japón y Norteamérica, y sus extractos han sido ampliamente estudiados por la Universidad de Kobe en Japón y en Estados Unidos con estudios conducidos por la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos), por la denominada Fracción D, que está constituida por una mezcla de proteínas y polisacáridos (betaglucanos), que presenta cualidades saludables.
MARNYS® β-glucanforte Maitake es un complemento alimenticio ideal para aquellas personas que quieran mantener en armonía el bienestar intestinal y las defensas.
MARNYS® β-glucanforte Maitake se presenta en cápsulas vegetales y es apto para veganos.
El hongo Maitake es muy apreciado por su buen sabor, su textura crujiente y su exquisito aroma. Desde mediados de 1980, G. frondosa es cultivado y comercializado, siendo muy popular en Japón y resto de Asia. Se estima que la producción comercial mundial de Maitake supera las 40.000 toneladas.
Sus usos en los herbolarios japones y chino son debidos a las propiedades de Maitake para lograr armonizar las defensas y los procesos digestivos, así como en las especialidades culinarias, donde el Maitake puede usarse en arroces, acompañando el cerdo, en sopa caliente, ensaladas, y hasta deliciosas recetas que incluye el coco.
Es importante que si compras Maitake fresco, debes limpiarlo y lavarlo adecuadamente, para ello se puede dejar previamente en agua templada por 30 minutos, escurrir y luego cortaremos el pie del hongo, y quitaremos las partes duras que lo envuelven al Maitake, denominado la cutícula.
El sistema intestinal es el mayor exponente de la estrecha interrelación que existe entre la flora microbiana, el tejido epitelial, el sistema inmune y la función metabólica. El epitelio dispone de una estructura de células cubierta por una mucosa que a su vez está compuesta de diferentes elementos inmunes, entre ellos la Inmunoglobulina A (IgA). La IgA tiene una doble función: vigilar y neutralizar los agentes extraños y mantener la flora microbiana, es decir, generar una respuesta inflamatoria óptima sin alterar la integridad del tejido.
El MaitakeGrifola frondosa, es un hongo comestible de grandes dimensiones cuyos sombreros de color gris a pardo, se sobreponen unos a otros formando un abanico, y crece en racimos en la base de los árboles, particularmente en los robles.
El Maitake es conocido como “el hongo danzante” o el “hongo que baila” porque su forma recuerda a un baile de mariposas y porque las personas que lo consumían renovaban su vitalidad.
En los ejemplares frescos de G. frondosa el contenido en agua es del 80% y el 22-27% de su peso seco son proteínas, el 50-60% son hidratos de carbono y el 4% son grasas. Posee vitaminas B1, B2, B6, niacina, ácido fólico, vitamina C, vitamina D, potasio, fósforo y magnesio, entre otros. Presenta también los azúcares glucosa y manitol y, los ácidos orgánicos láctico, málico, cítrico, succínico, oxálico y fumárico, siendo el más abundante el málico. La composición de polisacáridos es principalmente beta-glucanos, entre ellos los más importantes son la Fracción D, y el Grifolano que actúa como fibra soluble.